Cinco posibles razones por las que tu gato no quiere usar la caja de arena

0
219

Muchos gatos deciden orinar o caca por la casa cuando encuentran su caja de arena sucia o puesta en un lugar inadecuado. Pero estos factores higiénicos o ambientales no son los únicos motivos de su “mal” comportamiento. A continuación te explicamos otras posibles causas.

Eliminacion inapropiada. Así llaman los expertos a las deposiciones hechas fuera la caja de arena, y es un problema complejo que enfrenta a humanos y gatos, y que en ocasiones termina con la renuncia o el abandono de estos lindos animales. Pero, que sea complejo no significa que no tenga solución.

La eliminación inapropiada se produce a cualquier edad y en ambos sexos. Podemos encontrarla en distintos lugares de la casa, ya sea en forma de heces o de charquitos de orina.

1. Lo has castigo o has usado métodos coercitivos

Para reconducir a nuestro gato hacia la caja de arena, hay quien los defiende, pero, a estas alturas, estos métodos han quedado fuera de lugar, ya que son ineficaces y contraproducentes. El castigo generará miedo en el animal, y el hecho de usar métodos disuasorios, como esparcir olores desagradables para los gatos en zonas concretas, desviará el problema y fomentará la ansiedad del felino. Por lo tanto, debemos enseñar a nuestro gato a usar la caja de arena.

Factores a tener en cuenta para afrontar la eliminación inadecuada:

  • Hay que ser siempre pacientes y cariñosos.
  • No debemos reñir al animal ni castigarlo por ello, el gato ni siente aversión, ni despecho, ni está enfadado con nadie, su anómalo comportamiento se debe a otras causas.
  • Conviene trabajar en positivo y premiarlo con sus “chuches” cada vez que haga sus deposiciones en el arenero.

2. Tiene problemas en el aparato urinario y digestivo

Los felinos son extremadamente limpios y delicados y, ante un cambio de conducta reiterada, como defecar y orinar fuera de la caja de arena, debemos sospechar que algo falla y, por tanto, hay que actuar.

El primer paso que debemos dar es asegurarnos de que nuestro gato se encuentra bien de salud.

Entre las posibles causas médicas, debemos hacer hincapié en los trastornos relacionados con el aparato urinario o digestivo. El dolor de una cistitis, la diarrea o el estreñimiento podrían llevar a nuestro gato a aliviarse en el lugar más cercano que encuentre.

También otros trastornos, habituales en gatos de cierta edad, como la pérdida de la visión o del olfato, los problemas neurológicos, las enfermedades óseas, etc., pueden incidir en este comportamiento.

Llevar a nuestro gato al veterinario es fundamental para conocer el estado de salud del animal y descartar o confirmar alguna patología, para determinar la verdadera causa de sus cambios de hábitos y solucionar el problema cuanto antes.

3. Padece estrés, ansiedad o miedo

Estas tensiones alteran el estado emocional de los gatos. Las eliminaciones inadecuadas a menudo reflejan que no se encuentran bien o que hay algo en su entorno que no les gusta.

4. Marca su territorio

Suele producirse en gatos adultos no esterilizados, indistintamente del sexo. El marcaje más frecuente es el de orina y, generalmente, realizan la eliminación de pie, con la cola erguida. Acostumbran a marcar superficies verticales, como ventanas o puertas. También zonas de paso. Con el marcaje, los gatos nos están diciendo que “ese” es su territorio y que ahí mandan ellos.

Hay que recordar que una de las formas de comunicación más importante del gato se manifiesta mediante los olores.

5. Algo falla con su caja de arena

Elegir la caja de arena para el gato plantea un verdadero dilema, ya que el mercado ofrece tal infinidad de tipos y diseños que es fácil perderse entre la oferta, así como una infinidad de arenas.

Por eso, al comprarlo, hay que pensar más en los gustos del gato que en los nuestros, ya que, al fin y al cabo, serán ellos quienes los usarán. Además, que tener en cuenta una serie de factores como el tamaño del arenero, el número ideal de areneros que necesita, la ubicación o la higiene.

Algunos felinos se decantan por los areneros que están cubiertos, pues ofrecen intimidad, pero otros prefieren areneros descubiertos. Sea como sea, conviene que la entrada al cajón sea baja para facilitarles sus idas y venidas.

Con información de Mascoteros.com


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí