Donald Trump dice que Venezuela vive una tragedia de “proporciones históricas”

El presidente de Estados Unidos afirmó que Nicolás Maduro “vendió su país a una dictadura extranjera”, en alusión a Cuba.

0
188
Donald Trump se reunió este miércoles en Nueva York con líderes de América Latina para hablar de Venezuela. Foto: EFE

Venezuela vive “una tragedia de proporciones históricas” bajo el gobierno de Nicolás Maduro, afirmó este miércoles el presidente estadounidense Donald Trump, al reunirse con líderes de 18 países latinoamericanos para intensificar las presiones con miras a un cambio político en ese país.

Agregó que Estados Unidos no cejará en sus esfuerzos por liberar a los venezolanos “de esta opresión horrible y brutal”.

“Al gobierno venezolano no le importa el bienestar de su propia gente”, declaró Trump, quien mencionó cifras de las Naciones Unidas según las cuales escuadrones de la muerte han matado a unas 10.000 personas en Venezuela.

“Maduro ha vendido el alma de su nación a una dictadura extranjera, y eso lleva mucho tiempo siendo así. El mundo civilizado debe presionar al régimen de Cuba para que abandone Venezuela inmediatamente”, dijo Trump durante la reunión en Nueva York, al margen de la Asamblea General de la ONU.

“Nuestras sanciones se han centrado en cerrar cualquier vía por la que Maduro pueda sostener su mandato criminal y totalitario. Y él (Maduro) ha sido despiadado, ha sido corrupto, ha sido lo peor que se puede llegar a ser”, agregó el jefe de la Casa Blanca.

El encuentro se produjo en medio de una intensa campaña para forzar la caída del gobierno de Maduro en momentos en que Venezuela vive una profunda crisis social y económica que sumió al país en la pobreza y motivó la salida de más de cuatro millones de venezolanos del país, según la ONU.

Estados Unidos anunció esta semana nuevas sanciones contra el gobierno venezolano y los países del Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca (TIAR) se comprometieron a investigar y arrestar a funcionarios y allegados al gobierno de Maduro que hayan cometido delitos o actos de corrupción.

El gobierno estadounidense triplicó además su ayuda a la oposición venezolana y por primera vez decidió asignar fondos directamente al líder opositor Juan Guaidó, al que reconoce como presidente legítimo de Venezuela junto con más de 50 países.

El secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, anunció durante la reunión con los líderes latinoamericanos que Washington aportará 118 millones de dólares más para afrontar la crisis humanitaria en Venezuela, de los que 36 millones se dedicarán a “operaciones de alivio” dentro de ese país y el resto a ayudar a los países vecinos que han acogido migrantes venezolanos.

Trump prometió que apoyará al pueblo venezolano “hasta que finalmente” caiga Maduro, y pronosticó: “Serán libres. Ocurrirá”.

Estados Unidos y el Reino Unido, por su parte, comprometieron más ayuda para paliar la crisis de los migrantes venezolanos que se radican en otros países de la región.

Trump lamentó que “algunos países fuera de este continente siguen respaldando al régimen (chavista) con ayuda militar y tecnológica”, pero no citó directamente a Rusia -a la que ha evitado criticar por su apoyo a Caracas- y centró en cambio sus críticas en Cuba.

“No debemos permitir que las fuerzas destructivas del socialismo repitan los horrores del siglo pasado”, subrayó Trump.

A la cita asistieron los presidentes de Colombia, Iván Duque; Chile, Sebastián Piñera; Ecuador, Lenín Moreno; y Honduras, Juan Orlando Hernández; además de representantes de Argentina, Brasil, Canadá, Costa Rica, Guatemala, El Salvador, Panamá, Paraguay, Perú, las Bahamas, República Dominicana, Haití, Jamaica y Santa Lucía.

También acudieron Julio Borges, el encargado de Asuntos Exteriores nombrado por Guaidó; y el representante diplomático de ese equipo en Washington, Carlos Vecchio.

En un comunicado, la portavoz de la Casa Blanca, Stephanie Grisham, confió en que el encuentro sirva para que la comunidad internacional “tome medidas concretas para aumentar la presión” contra Maduro, y aseguró que la mayoría de líderes del continente están de acuerdo en que “ha llegado la hora” de que deje el poder.


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí