Se cumplen 98 años del descubrimiento de la tumba del Faraón Tutankamon

0
44
El descubrimiento de la tumba de Tutankamón sigue encerrando misterios.

El 4 de noviembre de 1922, un trabajador hundió el pie en lo que sería el primer escalón de la ahora célebre tumba. Acabarían encontrando 5.398 objetos del ajuar funerario, repartidos en varias cámaras y envueltos en la propia momia, que entre el vendaje de lino ocultaba 150 collares, anillos, brazaletes. Casi todos de oro y hasta una daga hecha con metal de un meteorito. 

Seis años llevaba Howard Carter excavando en el valle de los Reyes en busca de la tumba del faraón Tutankamón, cuando su perseverancia se vio recompensada.

Es la única tumba encontrada casi intacta. El saqueo lo llevaban a cabo los propios trabajadores del cementerio. La de Tut no se libró, pero solo entraron un par de veces y cogieron las piezas pequeñas, joyas que podían vender pronto. Con todo, Carter estimó que el 60 por ciento había sido robado. 

Las teorías más recientes, basada en un estudio geológico, sostiene que se produjo poco después del entierro una inundación que arrastró barro suficiente para sepultar la tumba. 

El 16 de febrero de 1923, Carter llegó a la cámara funeraria, que estaba totalmente ocupada por una enorme caja de madera cubierta de oro, llamada capilla, que escondía otras tres cajas similares. La última cubría a su vez un sarcófago que, a su vez, escondía tres ataúdes antropomorfos. Los dos exteriores, chapados en oro, y el interior, de oro macizo. Y la momia llevaba una máscara de once kilos de oro puro. 

El arqueólogo británico Howard Carter halló la tumba del joven faraón griego en el Valle de los Reyes.

La tumba consta de cuatro salas y estaba llena de objetos, pero en desorden. Debido a su estado y al método meticuloso de estudio de Carter, se tardó ocho años en vaciarla y trasladar al Museo Egipcio de El Cairo todo lo encontrado, más de 5.000 piezas, incluida la máscara funeraria de Tutankamón de oro macizo. 

El espacio era tan limitado que fue un desafío técnico desmontarlo. El sarcófago no pudo abrirse hasta un año después. Fue la primera excavación filmada en cine, y el fotógrafo del Museo Metropolitano de Nueva York, Harry Burton, trabajó con Carter diez años hasta catalogarlo todo. Ahora, las fotos de Burton se han coloreado. 

La momia de Tutankamón se reveló el 28 de octubre de 1925,​ luego de que el egiptólogo inglés Howard Carter y su equipo retiraron la tapa del tercer y último sarcófago del ajuar funerario que había estado sellado por 3300 años en la tumba KV62 del Valle de los Reyes. Habían pasado casi tres años, desde el 4 de noviembre de 1922 cuando se descubrió el primer peldaño de la escalera que conducía al enterramiento. Este significó uno de los mayores descubrimientos arqueológicos de la historia 

Recordemos que Tutankamon fue el faraón número 11 durante la Dinastía XVIII del Imperio Nuevo; sin embargo, las fechas exactas de su reinado no están claras. Una estimación aproximada es que gobernó sobre el Antiguo Egipto entre 1355 y 1346 a.C.​ Después de un examen inicial de la momia de 3300 años, se estimó que Tutankamón era un adolescente de entre 17 a 19 años de edad al momento de su muerte.6 Por lo que se cree que se convirtió en rey con no más de diez años de edad, muchos se refieren a él como el “joven rey” o “niño rey”.


Dejar respuesta

¡Por favor ingrese su comentario!
Ingrese su nombre aquí